El lado salvaje de la educación / I

El lado salvaje de la educación / I

Recuerdo mis días de la facultad donde aprendíamos, o al menos intentábamos, filosofía y dentro ese mundo teórico,  una materia llamada “Didáctica” , traducido  como la enseñanza de la filosofía, el problema inicio el primer día de clases cuando el docente a cargo nos contó una fábula de sus días de estudiante donde nos dijo que el no creía en esa materia y por lo tanto no creía en lo que daba, así que nos dio dos opciones, darnos una calificación de aprobado, equivalente a 7 o decidir entre nosotros (20 pseudofilósofos en vía de gestación) como impartir la materia y evaluarnos entre nosotros, claro esta sin la posibilidad de alcanzar el 10, algo así como un 8 máximo.

Se acordó entre el respetable y confundido personal que cada uno prepararía un tema, lo expondría en clase y sería evaluado por los compañeros and compañeras. Obviamente sin ningún apoyo teórico o bibliográfico. Esas fueron mis bases didácticas, metodológicas. Y así fuimos arrojados a la docencia (Sin paracaídas ni manual alguno, aprender sobre la marcha o peor aún, esa máxima “Echando a perder se aprende”, menciona mi otro Yo mientras se ríe de mi pasado). Así las cosas, navegue en la docencia en escuelas privadas modestas con grupos pequeños (25 alumnos máximo, los grupos de área IV eran de 6 alumnos) donde se podía o pretendía dar clases a los grupos de preparatoria. Sobrevivimos tanto ellos como yo, un aprendizaje mutuo, ellos a no abandonar su preciada ignorancia, yo a mantener el control de los grupos y que aprendieran “algo” de filosofía, aunque fuera por error.

Por azares del destino aterrice en la educación a nivel bachillerato a nivel gobierno federal (Colegio de Bachilleres, planteles2, 7 y 13) impartiendo clases a grupos de 50 alumnos en diversos semestres (primero, segundo, quinto, semestre) en tres planes distintos (estuve 7 años como docente, jefe de materia y subdirector, pero esas son otras historias, de terror dice mi otro Yo ). Allí fue donde ser docente se pone a prueba, ya que todo lo que nos enseñan y lo que no nos enseñan no ayuda a la didáctica de la filosofía. Cabe señalar que nunca nos preparamos para la realidad, nos preparamos para largas digresiones filosóficas o el argumento verdadero válido que desarme a nuestro oponente teórico en una clase, ponencia o congreso de filosofía, nunca nos preparan para 50 adolescentes que no les interesa la que vendes.

A ello sumarle problemas de drogas, alcoholismo, bullying, violencia intrafamiliar, violencia de porros, abandono escolar y eso sin contar preparar clase, calificar, impartir clase, mantener el orden (o impedir que el caos se desborde de sus causas normales, señala mi otro Yo).

Dar clase con petardos explotando en las calles, los salones…

Enseñar filosofía envuelto en el humo de mariguana de cinco alumnos fumando en el pasillo…

Mantener el orden persiguiendo al dealer por los edificios…

Aplicarle palanca al cuello al “invitado” de los alumnos para sacarlo del plantel….

Convencer al alumno drogado de bajar del árbol pues allí no es su hogar….

Tratar de reanimar a la alumna desmayada de borracha para conseguir desbloquear su celular para llamar a sus padres…

Caminar entre petardos para cerrar la puerta e impedir que entren los porros al plantel a golpear y destruir las instalaciones…

El lado salvaje de la educación…( ¡Que tiempos aquellos de confrontar la inservible teoría con la necia realidad!, me recuerda mi otro Yo).

Continuará….

Publicado por eticadiaria

Reflexionando desde la realidad y para la realidad, una mirada a la Filosofía sin la exquisitez del lenguaje que nos aleja de la realidad

Un comentario en “El lado salvaje de la educación / I

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea tu sitio web con WordPress.com
Empieza ahora
A %d blogueros les gusta esto: